Tasca La Vaska

Tasca La Vaska

10 julio, 2020 0 Por CRITICOS

 

8+
5 4 votes
Article Rating
Tiempo de lectura: 3 minutos

Estamos en La Algameca Chica, en la desembocadura de la rambla de Benipila, en Cartagena. Un lugar perdido en el tiempo con una belleza natural sorprendente.

Llevábamos bastante tiempo queriendo comer el La Tasca La Vaska, en el margen izquierdo de la que, a su manera, puede considerarse como una ría.

Nuestra visita tuvo lugar a finales de invierno, poco después de la última DANA que cerró, con una lengua de arena, la desembocadura de la rambla. Hoy, después de una lucha con las administraciones, el problema ha sido resuelto y La Algameca Chica vuelve a tener salida al Mediterráneo.


Ya sentados a la mesa en la terraza, disfrutamos del entorno y de una tranquilidad poco usual estando tan cerca del centro de Cartagena. Un silencio relajante interrumpido, únicamente, por los graznidos de las gaviotas y las tímidas olas que mueren en la orilla después de golpear el embarcadero de madera.

Empezamos la comida con unos pimientos de piquillo rellenos. Hacía mucho tiempo que no probábamos este plato tan típico en la gastronomía vasca. Los pimientos, servidos en cazuela de barro, estaban insuperables, con una salsa todavía mejor que invitaba a rebañar todo el pan. Por cierto, las raciones son de campeonato.


Seguimos con los entrantes, ahora toca probar la tortilla de patatas rellena de txaka. Nos trajeron una tortilla entera, éramos cinco comensales, con abundante relleno de esta delicia del norte de España llamada txaka. Esta manera de servir la tortilla de patatas, convierte un plato simple en algo muy diferente con muchas combinaciones.


También probamos una cazuela de almejas a la marinera. Destacamos la salsa, melosa y bien ligada, dándole a las almejas un sabor superior e invitando, tal como lo hizo la salsa de los pimientos, a mojar pan en ella. Como todas las raciones servidas, había una gran cantidad de almejas.


Como colofón y considerando este último plato como principal, probamos el bacalao a la vizcaína. Nos sirvieron gran cantidad de bacalao, bañado en abundante salsa vizcaína, presentado en cazuela de barro. La salsa; exquisita.


Comimos estupendamente bien, con un trato muy familiar. Nos gustó mucho la experiencia. Pocos lugares en España pueden presumir de tener una ubicación parecida a la Algameca Chica.

Poder disfrutar de la gastronomía vasca, nacida en el bravo Cantábrico, a orillas del manso Mediterráneo, en este paraje desconocido del sureste español, vinculado a una ciudad perdida en la leyenda llamada: Mastia, es todo un privilegio y un honor.


 

Críticos de Cocina

 

Valora el Restaurante
2
Calidad/Precio
2
Promedio
 yasr-loader

(Visited 1.019 times, 1 visits today)
5 4 votes
Article Rating
8+