Arroz y Habichuelas con Habas

Arroz y Habichuelas con Habas

26 de febrero de 2020 0 Por ECM

Publicidad
0 0 votos
Article Rating
Solo tardarás 2 minutos en leerlo

 

INGREDIENTES

(Para 4 personas)

 

Cuatro alcachofas compactas.

Con cáscara y pequeñitas

trescientos gramos de habitas.

Ajos tiernos, una garba.

 

Una o dos piezas de nabo

y si no, de nabicol

que al guiso le va mejor.

Tres o cuatro dientes de ajo.

 

Un pimiento seco o ñora.

De tomates maduritos

unos trescientos gramitos.

Patatas buenas y hermosas

vale un cuarto de kilito.

 

Doscientos gramos de arroz.

Medio kilo de habichuelas

naturales o en conserva.

Agua, aceite y pimentón.

De azafrán, cinco o seis hebras.

Sal marina, a discreción.

 

ELABORACIÓN

 

Las alcachofas, las habas,

los ajos tiernos y el nabo

se limpian y bien se lavan

y después se van cortando

de la siguiente manera:

las alcachofas en cuartos,

el nabo como se quiera,

y las habas y los ajos

se cortarán en pedazos

que cada uno tuviera

tres centímetros o cuatro.

 

 

Rabo y semillas quitar

y freír la seca ñora

y cuando empiece a dorar

retirarla en buena hora,

no se nos vaya a quemar.

 

Se sofríen a continuación

las verduras ya cortadas,

menos el nabo o nabicol,

hasta que estén bien rehogadas

y se añade el pimentón.

 

Pasados unos instantes

se echa el tomate rallado,

estando muy vigilantes,

y cuando esté bien rehogado

se añadirán las patatas,

bien en trozos o en rodajas

y el nabicol ya cortado.

 

A la verdura así rehogada

se añade el agua y la sal

y la ñora machacada

y para bien terminar

esta fase del proceso

se añade azafrán de pelo

y hasta que hierva esperar.

 

Cuando el conjunto esté hirviendo

echaremos el arroz

y lo tendremos cociendo

los veinte minutos de rigor,

echando las habichuelas

cuando falten seis minutos,

que así quedarán al punto,

igual que las de la abuela.

 

(Si las alubias son secas,

a remojo las hemos puesto

el día anterior, por supuesto,

y se cuecen en cazuela

hasta que resulten tiernas,

como una hora al menos).

 

Sólo queda retirar

nuestro buen guiso del fuego

y dejarlo reposar

diez minutos por lo menos

y veremos cómo luego

nos sabe como un manjar.

 

ECM


(Visited 303 times, 1 visits today)
0 0 votos
Article Rating
Publicidad

Aquí puedes suscribirte para recibir todos los futuros artículos y no perderte nada de ¿dónde comemos? Cartagena. No te costará nada y podrás darte de baja cuando te apetezca. 

¿Te animas? 

 

Loading

Fines y legitimación del tratamiento

Cartagena, mucho por descubrir